Solicitan que la Directora de CONAGUA informe sobre el estado de los cuerpos de agua en la Entidad

0
32

El Congreso del Estado de Chihuahua, exhortó al Congreso de la Unión, para que tenga a bien citar a comparecer a la Directora General de la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA), Dra. Blanca Jiménez Cisneros, para que acuda ante el Legislativo Estatal, a rendir un informe del estado que guardan los cuerpos de agua, así como los afluentes involucrados en la problemática referente al desfogue de las presas, y demás información necesaria que conduzca a brindar alternativas viables para los agricultores y productores chihuahuenses.

La diputada Deyanira Ozaeta Díaz, en representación de la Junta de Coordinación Política, presentó el dictamen ante integrantes de la Diputación Permanente, quienes aprobaron por unanimidad de votos el asunto antes mencionado, resultado de la iniciativa presentada por el diputado del PVEM, Alejandro Gloria González.

Dentro de la exposición, la Legisladora señaló que, derivado de la sequía extrema y del desfogue de las presas en la Entidad, los productores chihuahuenses se encuentran contra la pared, pues no saben cómo van a enfrentar esta problemática, para poder sembrar y levantar las cosechas correspondientes que les permita llevar el sustento diario de sus familias, poniendo en crisis económica a la región afectada; aunado a ello, la situación apremiante generada por la pandemia COVID-19, lo que agrava la situación.

“De todos es sabido que, desde hace más de un año los productores agropecuarios de la Entidad, especialmente de la región centro sur, han padecido la incertidumbre que les han generado las acciones emprendidas por el Gobierno Federal, por conducto de la (CONAGUA), como lo es el desfogue de las Presas La Boquilla, la Francisco I. Madero (Las Vírgenes) y la Luis L. León (El Granero), que dan vida y sustento a los distritos de riego 05, 90 y 103, con lo que se puso en un alto grado de inseguridad a los productores agrícolas de dichos distritos de riego”, detalló la diputada Ozaeta.

Aunado a lo anterior, agregó que dentro de los argumentos que se esgrimieron por parte de la autoridad federal para abrir las compuertas de las presas en comento, era que se requería de esa agua para pagar el Tratado Internacional de Límites y Aguas (Tratado de 1944), lo cual con el transcurrir del tiempo se evidenció que dicha acción no era del todo cierta, por lo que los productores de los distritos afectados, tomaron las instalaciones de la Presa La Boquilla, con la finalidad de expulsar a los elementos de la Guardia Nacional que la custodiaban mientras se vaciaba la presa.

Es por lo antes citado, que resulta conveniente realizar el exhorto al H. Congreso de la Unión, para que por medio de su legislación correspondiente, tenga a bien solicitar a la Directora General de la CONAGUA, a que comparezca ante el Pleno del Congreso del Estado de Chihuahua, para que proporcione la información relacionada con el tema en cuestión; concluyó.