Senado también tiene un fideicomiso; acumula 871.9 mdp y era para construir la nueva sede

54

La minuta para desaparecer 13 de 14 fideicomisos del Poder Judicial de la Federación (PJF) se encuentra en el Senado, donde se espera que comience su discusión esa semana; sin embargo, la Cámara alta también tiene un fondo similar con más de 871.9 millones de pesos.

Según documentos entregados por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) a la Cámara de Diputados, el fideicomiso lleva el nombre de “Para apoyar la construcción y equipamiento del nuevo recinto de la Cámara de Senadores”, del cual se tiene registro desde 2013, dos años después de que se inauguró la actual sede parlamentaria.

“Se refieren a erogaciones efectuadas por el fiduciario Banobras, conforme al programa presupuesto aprobado por el Comité Técnico por concepto de pagos por honorarios fiduciarios, honorarios coordinación administrativa, impuestos, predial, derechos por suministro de agua y energía eléctrica”, indica el fideicomiso sobre el uso de sus fondos.

Originalmente, este fideicomiso era para costear la construcción de la nueva sede del Senado, pues se enfatizó en el convenio de contrato de constitución de 2005 que la Cámara alta realizaba “altos costos” por arrendamientos de los 10 inmuebles que ocupaba, por lo que era necesario un solo inmueble.

“La Cámara de Senadores actualmente ocupa 10 inmuebles, algunos federales y otros rentados, lo que redunda en altos costos por arrendamiento y de tipo administrativo, además de provocar complicaciones en aspecto de coordinación, eficacia y seguridad de los recursos humanos y materiales, por lo que es imperativo que para optimizar el funcionamiento general de la Cámara de Senadores se concentre todos sus recursos en un solo inmueble”, señala el documento.

Mientras el Senado tiene este fideicomiso con 871.9 millones de pesos, los legisladores buscan desaparecer 13 de 14 fondos del Poder Judicial federal bajo el argumentos de representar “excesos”. En estos días comenzarán la discusión, pero Morena y aliados tienen los votos necesarios para extinguir estos fondos y mandar los recursos a la Tesorería de la Federación.