Rechaza Cruzada por la Familia, imposición de “uniformes neutros”

0
364

Es una estrategia de la Ideología de Género para pervertir y confundir a niños y jóvenes.

En torno a las lamentables declaraciones de quien encabeza el gobierno de la Ciudad de México y el Secretario de Educación Pública, sobre el uso de “uniformes neutros”, en los que se pretende que estudiantes de primaria y secundaria puedan usar indistintamente falda o pantalón, es necesario hacer algunas presiciones.

Los integrantes de Cruzada por la Familia, como red de organizaciones de la sociedad civil, manifestamos nuestro repudio a esa postura porque, mas allá de una simple ocurrencia, sabemos el fondo de dichas declaraciones, ya que es una estrategia más que pretende imponer a nuestros niños y jovenes ideas de perversión de la sexualidad, a través de una perfecta y orquestada campaña internacional, cuyo fondo es la Ideología de Género, postura anticientífica que busca desarraigar de la naturaeza la sexualidad humana e imponerla por medio de la cultura, con la fuerza del Estado, y con presiones de los lobbys, para aprobar todo tipo de leyes que atentan contra la libertad, la familia y la vida.

Esta perversa ideología ha suplantado la palabra sexo por género y con pretexto de la igualdad entre los sexos, busca incluir de forma transversal, en todos los temas de nuestra sociedad la “perspectiva de género”, la “equidad de género”, la “igualdad de género”, que son términos de moda, que han ido mermando las ideas de todos los ciudadanos y posicionando en la mente de las personas el género como algo inofensivo para nuestra sociedad.

Dicha iniciativa viene a desvirtuar el orden natural, provocar confusión entre los menores y pervertir nuestros valores, pues pretexta una supuesta igualdad y fomentará, que más adelante quieran implementar baños unisexuales, que los varones participen en deportes o concursos de belleza exclusivos para mujeres, y otras aberraciones como ya se ha venido dando en otros paises.

Debemos tener muy claro que los seres humanos nacimos hombre y mujer, la naturaleza nos dotó a cada sexo de las características genéticas propias y por lo tanto, de las facultades para que cada uno pueda desarollarse plenamente. Somos completamente distintos y además complementarios para formar una familia y que ésta se convierta en la base de la sociedad.

Como actores sociales, continuaremos defendiendo el orden natural, señalando a los personajes de cualquier nivel que, por cuestiones políticas y por plegarse a los designios de la nueva izquierda internacional, quieran imponernos una ideología del caos, para generar confusión y división en nuestra sociedad. Por lo mismo no permitiremos estas manipulaciones y actos que atentan contra la naturaeza del ser humano.