La vagancia se disfruta…

Insostenibles los testigos protegidos… El Caballo y su bandera para el 2021… Hever Quezada con toda la bendición… Kamel Athie y las anécdotas de Patricio…

0
468

Insostenibles los testigos protegidos…
El Caballo y su bandera para el 2021…
Hever Quezada con toda la bendición…
Kamel Athie y las anécdotas de Patricio…

Desde que arrancó el llamado plan “Justicia para Chihuahua” de la administración amanecida levantó mucho ruido la existencia de los llamados “testigos protegidos”, a quienes también de inmediato se les puso el mote de “Sapos”, que es como se identifica al soplón, al que traiciona a la mafia y mejor “canta” todo lo que sabe a cambio de su libertad o de lograr condenas menores a sus crímenes.

Pues bien, ese método de tener testigos protegidos siempre se había entendido que era agarrar a tipos de baja estofa o bajo nivel y que ellos dieran pruebas para condenar a los grandes capos, al jefe de una mafia o que también sirvieran de testigos en contra de corruptos del gobierno a quienes la mafia los tenía en su nómina.

Es decir, el “Sapo” cantaba para entregar piezas más grandes, pero aquí la cosa resultó al revés, es decir, los que tenían los puestos más altos se convirtieron en testigos protegidos para que se detuviera y acusara a sus auxiliares, a sus subalternos de actos de corrupción que ellos les ordenaron y que ellos orquestaron. Y así los sapos entregaron a los pichicuates, a los renacuajos.

Y a esos que detuvieron lo hicieron con la intención de que de inmediato proporcionaran testimonio en contra del “gran jefe”, y que presentarán pruebas de las corruptelas del gobernador César Duarte Jáquez.

Durante los primeros meses de la actual administración amanecida, el ciudadano, “el imaginario colectivo”, fue convencido de que ese método daría por resultado que se lograran juntar muchas más pruebas en contra de Duarte Jáquez y que en breve seria detenido y traído a rastras del Paso Texas a rendir cuentas ante un juez.

Quienes señalamos desde finales del 2016 y a inicios del 2017, que ese método no daba para que se obtuviera ese resultado anunciado, se nos acusó de mil cosas, pero el tiempo nos ha dado la razón, pero no nada más eso, ahora para una gran mayoría de ciudadanos los acuerdos y la protección especial para varios de esos “Sapos” representa un acto de corrupción enorme que no ha restituido nada de lo robado y para colmo, lo que muchos entienden, es que los que más robaron, andan libres y tan campantes como toda la vida, disfrutando de lo que se llevaron, mientras los chalanes son los que purgan condenas.

Ese “sentimiento” del “imaginario colectivo”, en el sentido de que la protección a testigos protegidos es un acto de corrupción enorme y que es indebido, que está mal, empezó a crecer en el segundo semestre del año pasado y es por eso motivo que incluso se empezó a hablar de que la administración amanecida tomaría la determinación de llevar también a juicio a esos que andaban libres y tan campantes, siendo que también ellos disfrutaron y aprovecharon la corrupción de la administración de César Duarte.

Los rumores crecieron y por eso se hablaba de la posible detención de Jaime Ramón Herrera Corral, el ex secretario de Hacienda, que fue el que firmó todos los cheques con los que se pagaron los actos de corrupción; de Pedro Hernández, el ex secretario de Salud, que fue el que ordenó el pago a precios inflados de medicinas y que permitió la supuesta compra de falsas medicinas contra el cáncer, de contratos millonarios en construcción de hospitales que no se terminaron, etc., de Mario Trevizo Salazar, ex secretario General de Gobierno, que fue el que orquesto varios de los contratos para pagos millonarios, en fin, se hablaba de detención de ellos y de otros de los de primer nivel que todo mundo entiende son los principales responsables de esos atracos cometidos.

El caso, es que al final, los dos únicos “peces gordos” que están en la prisión sujetos a juicios, son Marcelo González Tachiquín y el ex auditor Jesús Manuel Esparza, todos los demás detenidos su defensa se ha basado en declararse inocentes y eso no les ha servido de gran cosa y ahí siguen en prisión Tarin, Villegas y otros más.

El caso es que ahora los abogados de Marcelo, al igual que los de Jesús Manuel Esparza, han dirigido sus baterías en contra de los sapos que fueron los que los acusaron a ellos y eso se pone la mar de interesante, pues han logrado esos dos, que los ciudadanos, primero la clase política y luego muchos más, empiecen a señalar la gran verdad de que “los sapos” también son culpables, pues ellos eran los que firmaban los cheques, los que organizaron todo el entramado de pagos y esas cosas y la protección que mantiene la administración amanecida, de plano arroja una pestilencia enorme de corrupción y arreglos indebidos.

El colmo para los amanecidos, es que incluso los jueces han señalado que ya es insostenible que los juicios continúen solo con declaraciones de testigos protegidos y que los acusados para mantener a salvo sus derechos, deberían de permitirle al careo con quienes los acusan.

En fin, al iniciar este 2020, el tema que deberían de analizar fríamente en Palacio, es si los testigos protegidos todavía les dan resultados o de plano, ya les salió más caro el caldo que las albóndigas y eso es muy fácil de entenderlo, pues basta con ver los “resultados”, salir a la calle y hacer una encuesta ciudadana para ver que piensa el público.

Y para aquellos que piensan que hacer una encuesta es un despropósito, solo habría que decirles que deberían de entender que todos esos procesos no son un ejercicio de justicia y si mas bien ejercicios políticos, y como tal deben de ser medidos, pensando que la actual administración ya solo tiene un año y cinco meses para cambiar su imagen pública, pues de lo contrario, van a llegar a julio del 2021 mucho muy jodidos y el ciudadano los calificará en las urnas. Al tiempo…

— — — — — — — — — — — —

Alfredo “El Caballo”Lozoya, el impresentable alcalde de Hidalgo del Parral, ya encontró la bandera para hacer campaña rumbo al 2021 y piensa que con eso puede venderle espejitos a los ciudadanos para que hablen de él de forma favorable.

La bandera de la que al parecer piensa “agarrarse” el caballo, es la de las licencias de manejo más baratas y del concepto federalista de que “Transito” debe de ser de los municipios como lo marca el 115 constitucional.

Claro que decirle al ciudadano que se van a bajar los precios de las multas y que las licencias serán más baratas, es una oferta mil por ciento populista y más cuando se nos dice que lograrían hacer que “transito” pase a ser parte de los municipios y no del Estado.

Eso mismo ofertaron los panistas en el 2016 y cuando ganaron no lo hicieron y en el 2010, la gran bandera que usaron Duarte y Carlos Borruel, fue ofertar desaparecer el pago de la tenencia, impuesto que a nivel nacional ya se había ordenado desaparecerlo.

Pero además, esa discusión sobre las reformas a la ley de transito y vialidad, le ha servido al Caballo Lozoya, para tender una cortina de humo sobe otros temas mucho más candentes, como lo es la ola de criminalidad que hay en su municipio y de como esa infección ya tiene jodidos a los municipios y carreteras aledañas a la Capital del Mundo.

En fin, salió bueno para vender espejitos el impresentable alcalde de Parral…

— — — — — — — — — — — —

Ayer el ex diputado del Partido Vede Ecologista, Hever Quezada, fue presentado con todas las bendiciones como el nuevo encargado de la oficina de Comunicación Social del Congreso del Estado, no tenemos memoria de otro encargado de esa oficina que fuera presentado de esa manera, lo que habla de que cuando menos en la torre legislativa lograron acuerdos políticos las bancadas y eso es bueno.

El reto que asume Hever es grande y es que pensar en cambiar la opinión del imaginario colectivo sobre el trabajo de los diputados no es cosa sencilla.

Claro que se levantaron voces en el sentido de que Quezada no es un especialista en medios de comunicación, pero eso no es óbice para pensar o profetizar malos resultados, pues haciendo una revisión al trabajo que han realizado quienes han pasado por esa oficina, habría que decir que los que se decían “periodistas expertos”, fueron los que peores resultados dieron y es que esa oficina no era de Comunicación Social del Congreso, simplemente funcionaba como una oficina de prensa de la mayoría, del coordinador de la bancada del PRI, un órgano más de comunicación del Gobernador y del PRI y eso mismo pasó durante la primera mitad de la actual administración, pero con sello panista.

Y en el Congreso ahora se espera que esa oficina sea de Comunicación Social del Congreso, con objetivos institucionales y no de favoritismo político. Ya nada más habría que agregar que algo por el estilo intento hacer el buen amigo Víctor González, quien hizo un ejercicio honesto y pulcro en esa oficina. Ojala y que las cosas sean para bien…

— — — — — — — — — — — —

“Estoy escribiendo y preparando un libro, un ensayo, una recopilación de las mejores anécdotas que vivimos durante la administración de Patricio Martínez”, platicó muy sonriente el “Jaye” Kamel Athie Flores, causando impacto en la mesa del Mirador, esa en la que Nico Kosturakis hace de anfitrión todos los días y en la que caemos varios durante la semana.

Ayer los reunidos además del “jaye” Kamel y Nico, eran Magali Baeza, la hija del tío Fernando y prima del Flaco Reyes, la periodista y amiga Adriana Ruiz, el Jolu Jáquez, Froy Castañeda y esta alma de Dios, perita en dulce, que escribe estas líneas.

Había otros que se acercaban y saludaban, palmeaban espaldas, platicaban un rato y se iban a la mesa del “milenio”, -aunque hay quien dice que esa mesa junto mucho más que mil años- en donde se juntan el profe Abarca, el “chuco” Valdivia, Moy Yáñez y otros más.

Pero lo cierto es que había que verle la cara de vagancia a Kamel Athie para entender que se está divirtiendo de lo lindo con esa recopilación de anécdotas de exgobernador Patricio Martínez, incluso platicó varias en la mesa, haciendo que todos soltáramos la carcajada.

Ojalá y que “El Jaye”, se decida a publicarlas, incluso hubo quien le recomendó que acudiera a tocarle la puerta a Edibray Gómez y que le presentará ese proyecto, para verlo convertido en libro, sería muy bueno para la picaresca política local…